Volvo Cars, fabricante de automóviles Premium, reveló el nuevo sedán deportivo S60 en la primera planta americana de manufactura de la compañía, a las afueras de Charleston, Carolina del Sur.

El nuevo complejo en Carolina del Sur fue inaugurado oficialmente el pasado miércoles. El lanzamiento en simultáneo del auto y la apertura de la fábrica refuerza el compromiso de Volvo con los Estados Unidos como un importante mercado para la compañía y para este nuevo sedán. El nuevo S60 es el primer auto Volvo fabricado en los Estados Unidos.

Este nuevo modelo estará disponible en el mercado norteamericano con motorizaciones T8 “Twin Engine Plug-In Hybrid”, T5 de tracción delantera y el T6 All Wheel Drive. Es el primer auto de Volvo que será comercializado sin una variante diésel, demostrando el compromiso líder de la compañía hacia la electrificación y un futuro a largo plazo más allá del tradicional motor a combustión. En 2017, Volvo Cars fue pionero en anunciar su estrategia de electrificación, la cual establece que a partir de 2019 todos sus nuevos modelos incorporarán una opción de motor eléctrica.

El nuevo S60 comparte la plataforma Arquitectura Escalable de Producto (SPA por sus siglas en inglés), tecnología de seguridad y sistema de infoentretenimiento del nuevo V60, el state premium de tamaño medio, lanzado a principios de este año, así como los automóviles de la serie 90 y el galardonado XC60, los cuales han alcanzado calificaciones de seguridad líderes en la industria. Esto hace que el nuevo S60 sea uno de los autos más seguros en el camino.

El nuevo S60 incorpora la premiada tecnología de asistencia al conductor City Safety con Autobrake, la cual permite evadir potenciales colisiones y es el único sistema en el mercado que reconoce peatones, ciclistas y animales de gran tamaño. Como una primicia mundial para el segmento de sedán de tamaño medio, City Safety ahora también se encarga del frenado automático para mitigar las colisiones que se aproximan.

Por otro lado, el sistema volvo.cl – que ayuda al conductor con el manejo, aceleración y frenado en caminos bien marcados de hasta 140 km/h – ha sido actualizado con mejoras en su rendimiento en curva. El S60 incluye además Run-off Road Mitigation, Oncoming Lane Mitigation y otros sistemas de asistencias al manejo. La alerta de tráfico cruzado opcional con freno automático mejora aún más la seguridad de las personas, tanto dentro como fuera del automóvil.

El sistema de infoentretenimiento Sensus Connect de Volvo Cars es totalmente compatible con Apple CarPlay, Android Auto y 4G standard, y mantiene a los conductores conectados todo el tiempo mediante una pantalla táctil con forma de Tablet que combina las funciones del auto, navegación, servicios conectados y aplicaciones de entretenimiento mediante controles intuitivos.

La fecha de llegada del nuevo S60 a nuestro país aún no está confirmada, sin embargo, se espera que durante 2019 pueda ser comercializado en todas las sucursales de la marca a lo largo de Chile.